martes, noviembre 24, 2009

Oye Beberly

Me gustan sólo tus humos
y sólo los martes para comer pizza.

Me gustan sólo tus finales de mundos
y sólo los garabatos que salen de tu boca

Me gustan sólo tus canciones tarareadas
y sólo tus escupos ficticios.

Me gustan sólo tus noches azules
y sólo los chistes fomes que tú te sabes.

Me gustan sólo tus bostezos gigantes
y sólo tus hipos de polola.

Me gustan sólo tus memorias de corto plazo
y sólo los besos que tú le das a las cosas que te doy.

Me gustan no sólo estos catorce días de no-verano (pero casi)
sino que me gustan todos los que faltan.

-TILLO-
Martes, 24 de noviembre de 2009 (03:20)







1 comentario:

Flaca dijo...

a mí sólo me gustó la muerte del papa, en efecto retardado